Dada

Dada

Price range.

Price range

1 review

  1. Estudié Publicidad y Relaciones Públicas, nuestra facultad no tenía bar, así que al salir de clase, nos juntábamos en el Dada. Se convirtió en un clásico entre los estudiantes de alrededores. Este shawarma-café no tiene desperdicio. Lo regenta una familia de chinos, el padre delgado fumador empedernido, la madre al borde de un ataque de nervios y el hijo reprimido. Todos ellos con nombres adaptados al español: Julián, María y se me olvidó el del padre, o jamás lo supimos. Siempre se paga al momento o se vuelven locos: hacen una lista con los nombres (chica pelo corto, por ejemplo) y van poniendo palitos a cada cerveza que te pidas. Las cervezas nunca serán retiradas de la mesa hasta que se paga. Para trastornar escondíamos botellas detrás de los árboles de la terracita. Son unos pesados pero les acabamos cogiendo cariño. Además algunas noches nos deleitaban con algunas escenas familiares al más puro estilo Bruce Lee. Algunos veteranos de nuestra uni aseguran que los antiguos propietarios habrían al público la planta de abajo, con pull, futbolines… actualmente cerrada a cal y canto. Por cierto, los shawarmas los prepara un pakistaní, que intenta mantenerse al margen de las historias de los Julián.
    Como echo de menos la vida de estudiante…

Rate and write a review